Actualidad de los peruanos en el extranjero

Cinco razones para conocer Perú antes que cualquier otro país

 

¿Perú? Sí, Perú. No hace falta recorrer todo el mundo para corroborar que Perú es uno de los países más hermosos e hipnóticos que hay en la faz de La Tierra. En pocas semanas puedes disfrutar del viaje más emocionante de tu vida, y si aún no te convences, aquí te presentamos cinco razones para conocer Perú antes que cualquier otro país.

1. ¿Por qué viajar a Perú?

En tres semanas de vacaciones, podrás ver todos los paisajes que existen en el mundo: selva, sierra, costa y desierto. El cañón más profundo (Cotahuasi) el lago más alto (Titicaca), y los restos Incas mejor conservados (Machu Picchu, Cusco, Ollantaytambo, Tambo Colorado). Al final de tu viaje o de tu estancia y cierres los ojos, la mezcla de imágenes que aparecerá en tu cabeza será extraña si te has atrevido a subir al Huaynapichu, hacer un trekking por la cordillera blanca, caminar por las dunas de Ica, sobrevolar las líneas de Nazca, y navegar el Río Amazonas hasta Iquitos.

2. Gastronomía

Es seguro que si vas más de una semana a Perú, sufrirás de indigestión tomes las precauciones que tomes. Llévate pastillas para el estómago y suero (aunque allí también puedes comprar todo esto y más barato). Disfruta sin miedo de la comida peruana que es muy buena. Es una pena que por temor a enfermar, dejes de probar la infinidad de platos culinarios.

3. Una aventura inolvidable

No lo planees todo. Es más probable que en algún punto de tu viaje te apetezca cambiar de rumbo o quedarte en algún lugar que te ha gustado algunos días más. Además no hace falta reservar los alojamientos con antelación ni en temporada alta, porque la oferta es inmensa y nada más al bajar del autobús habrá gente que te ofrezca una variada oferta de lugares. Para disfrutar de verdad, cambia la mentalidad de tener todo planeado al milimetro dos meses antes.

4. Sólo déjate llevar…

Anímate a conocer otros lugares “menos populares”. ¿Qué te parece si subimos al Huayna Picchu? Te esperan 2600 metros de escarpadas escaleras por una montaña situada dentro del complejo arqueológico del Machu Picchu y coronada por yacimientos Incas. Una hora y cuarto de súbida jadeante. Y las mejores vistas de ese monstruo increíble que construyeron los Incas hace 600 años.

5. Gente única

La gente de Perú es muy acogedora y amigable. Aunque debes de cuidarte de ir solo o caminar por zonas solitarias (como en cualquier otra parte del mundo), hay un espíritu de buen trato y amabilidad hacia el turista. Es imposible regresar de Perú sin haber probado una infinidad de sabores y mezclas únicas.

Foto: Andina


Si te gusto este artículo, recibe más de nuestras últimas
publicaciones cómodamente en tu inbox.
SUSCRÍBITE AQUÍ.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *